Mártires concepcionistas son beatificadas en España

Publicado el 08/05/2019

Fue precisamente la aversión a Dios y a la fe cristiana lo que determinó su martirio. […] Sus verdugos eran milicianos que, guiados por el odio contra la Iglesia católica, fueron los protagonistas de una persecución religiosa general y sistemática contra las personas más representativas de la comunidad católica. […] Estas monjas concepcionistas murieron porque eran discípulas de Cristo”.

 

Con estas palabras el cardenal Ángelo Becciu, prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos, exhortaba a los fieles reunidos en la catedral madrileña de la Almudena para la ceremonia de beatificación de las mártires María del Carmen Lacaba Andía y 13 compañeras, realizada el 22 de junio. Las religiosas, de la Orden Franciscana de la Inmaculada Concepción, fueron expulsadas de sus conventos y ejecutas durante la guerra civil española. En el asalto al monasterio de San José, de Madrid, los criminales gritaban: “¡Mueran las monjas!”.

 

Por otra parte, unas semanas antes a esta ceremonia fueron entregados en el Vaticano los documentos recogidos durante el proceso diocesano para la beatificación de otros 130 mártires asesinados entre los años 1936 y 1939 en la provincia de Jaén. Entre ellos había 17 seglares de Acción Católica o de la Adoración Nocturna, además de 109 sacerdotes. El proceso consta de más de 20 000 páginas.

Deje sus comentarios

Los Caballeros de la Virgen

“Caballeros de la Virgen” es una Fundación de inspiración católica que tiene como objetivo promover y difundir la devoción a la Santísima Virgen María y de colaborar con la “La Nueva Evangelización” , la cual consiste en atraer los numerosos católicos no practicantes a una mayor comunión eclesial, la frecuencia de los sacramentos, la vida de piedad y a vivir la caridad cristiana en todos sus aspectos. Como la Iglesia Católica siempre lo ha enseñado, el principal medio utilizado es la vida de oración y la piedad, en particular la Devoción a Jesús en la Eucaristía y a su madre, la Santísima Virgen María, mediadora de las gracias divinas. Sus miembros llevan una intensa vida de oración individual y comunitaria y en ella se forman sus jóvenes aspirantes.

version mobile ->